Facultad de Artes

Sobre las dos exposiciones que presentará en Santiago:

Viviana Silva: "La memoria es un tema pendiente en nuestro país"

 Hilos de Ausencia: genealogías y discontinuidades  es el nombre de la exposición que Viviana Silva inaugurará el martes 29 de abril, a las 19:00 hrs., en Sala de Carga.

"Hilos de Ausencia: genealogías y discontinuidades" es el nombre de la exposición que Viviana Silva inaugurará el martes 29 de abril, a las 19:00 hrs., en Sala de Carga.

Viviana Silva realizó esta propuesta a partir de un trabajo colectivo que involucró a familiares y personas cercanas a quienes fueron asesinados en el marco de la Operación Colombo.

Viviana Silva realizó esta propuesta a partir de un trabajo colectivo que involucró a familiares y personas cercanas a quienes fueron asesinados en el marco de la Operación Colombo.

En la exposición se exhibirán los  pañuelos bordados de puño y letra de cada familiar, amiga o amigo, compañera o compañero, los videos testimoniales y una página web a lanzarse prontamente , cuenta.

En la exposición se exhibirán los "pañuelos bordados de puño y letra de cada familiar, amiga o amigo, compañera o compañero, los videos-testimoniales y una página web a lanzarse prontamente", cuenta.

 Repasos: los desaparecidos del Sáhara Occidental  se presentará en la Galería Bicentenario del Centro Cultural Estación Mapocho, espacio en el que se inaugura el 24 de abril, a las 19:30 hrs.

"Repasos: los desaparecidos del Sáhara Occidental" se presentará en la Galería Bicentenario del Centro Cultural Estación Mapocho, espacio en el que se inaugura el 24 de abril, a las 19:30 hrs.

La obra gira  en torno al conflicto político social que viven los saharauis desde hace casi 40 años, desde el momento en que dejan de ser colonia española , dice sobre la muestra de Estación Mapocho.

La obra gira "en torno al conflicto político social que viven los saharauis desde hace casi 40 años, desde el momento en que dejan de ser colonia española", dice sobre la muestra de Estación Mapocho.

 Creo que el arte debe ser capaz de relacionarse íntimamente con las personas y, para ello, que mejor que hablar de los problemas del ser humano con las personas , explica Viviana Silva.

"Creo que el arte debe ser capaz de relacionarse íntimamente con las personas y, para ello, que mejor que hablar de los problemas del ser humano con las personas", explica Viviana Silva.

Enlaces relacionados
Video del proyecto "Hilos de Ausencia"
Artista visual realiza bordado colectivo junto refugiados saharauis en memoria de sus familiares desaparecidos

La egresada de la Universidad de Chile y doctoranda en Bellas Artes en la Universidad Complutense de Madrid viajó hasta nuestro país para dar forma a la muestra "Hilos de Ausencia: genealogías y discontinuidades" que exhibirá en Sala de Carga y para inaugurar "Repasos: los desaparecidos del Sáhara Occidental" en la Galería Bicentenario del Centro Cultural Estación Mapocho.

“Este proyecto se basa en La Operación Colombo o caso de los 119, el operativo montado por la Dirección de Inteligencia Nacional chilena (DINA) que en 1975 encubría la desaparición de 119 opositores al régimen militar, en su mayoría miembros del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), haciendo creer a la opinión pública que éstos habían fallecido en enfrentamientos con fuerzas de seguridad extranjeras y en purgas internas, utilizando para ello a los medios de comunicación chilenos que colaboraron y realizaron este montaje”, responde Viviana Silva al preguntarle por el origen de la exposición que desde fines de abril presentará en Sala de Carga, propuesta con la que obtuvo un Fondart y con la que busca el reconocimiento de estos hechos a través de la exhibición de videos y bordados “que construyen un archivo y documento desde el arte contemporáneo”, añade la artista.

Hilos de Ausencia: genealogías y discontinuidades es el nombre de esa propuesta que Viviana Silva realizó a partir de un trabajo colectivo que involucró a familiares y personas cercanas a los 119. “Tanto los videos como los bordados los he llevado a cabo de manera colectiva, dialogando en un espacio conectado a la realidad de los familiares y generando con ello un intercambio abierto entre la obra, el creador y los participantes en esta acción. Y estos encuentros en torno a los hilos y las agujas son fundamentales, ya que son los espacios en que justamente hacemos memoria”, explica esta artista que viajó desde Madrid a Santiago para concretar este proyecto, reuniéndose diariamente en la capital chilena con los familiares, amigas y amigos, compañeras y compañeros de quienes fueron asesinados en el marco de la Operación Colombo.

Memoria y encuentro

Con la ayuda de Matías González en la captura audiovisual y de Sebastián Venegas en la fotográfica, Viviana Silva fue registrando cada una de esas reuniones, las conversaciones que allí se generaron y el trabajó de bordado que se realizó, seleccionando para esta muestra los “pañuelos bordados de puño y letra de cada familiar, amiga o amigo, compañera o compañero, los videos-testimoniales y una página web a lanzarse prontamente, que contiene todo el proceso documental de la obra más la investigación realizada”, cuenta esta artista que, a través de un grupo que creó en Facebook para ir compartiendo esta experiencia, también logró contactar “a familiares que se encuentran en el exilio o en ciudades alejadas de Santiago, de quienes he recibido, vía correo, pañuelos bordados que han viajado desde Suecia o Chillán para ser parte de esta exposición”, señala.

En ese contexto es que Sala de Carga, container marítimo acondicionado como galería de arte que se instala en distintos puntos de la Región Metropolitana para acercar el arte a públicos que están más distantes de los centros en que habitualmente se exhiben arte, se transformó en el espacio idóneo para exponer este trabajo “fuertemente ligado a lo social que busca, además, hablar de temas de memoria en Chile, de personas que han sufrido violaciones a los derechos humanos y que a su vez han sido olvidadas por gran parte de la sociedad”, dice sobre esta obra que tiene como antecedente Repasos: los desaparecidos del Sáhara Occidental que presentará en la Galería Bicentenario de Estación Mapocho. “Ésa es una obra en torno al conflicto político social que viven los saharauis desde hace casi 40 años, desde el momento en que dejan de ser colonia española y pasan a ser ocupados por Marruecos, viviendo la mayoría de la población desde entonces exiliados en la hamada argelina y con cientos de desaparecidos”, explica al respecto.

Esa propuesta se originó gracias a la residencia artística que Viviana Silva ganó en 2011, cuando cursaba su máster en España, y que se tradujo en su visita a los Campamentos de Refugiados Saharauis en Tinduf. Allí trabajó, también de manera colaborativa y relacional, con familiares y cercanos “de sus desaparecidos, en una obra también de memoria y encuentro, en la cual fuimos bordando en árabe los nombres de ellos sobre los propios turbantes que utilizan para protegerse del asfixiante calor del desierto”, cuenta sobre ese trabajo que ya había sido expuesto en Madrid y en los campamentos de refugiados y del que ahora exhibirá una instalación de siete turbantes bordados con los nombres de los desaparecidos saharauis, “siendo la mitad de los realizados ya que la otra mitad pertenece al Ministerio de Cultura de la RASD, quedándose en Tifariti. Y, junto a ello, el archivo fotográfico del proceso de la obra y del contexto en que se desarrolló”.

¿Cuál es el vínculo que estableces entre este trabajo y el que expondrás en Sala de Carga?

Ambos proyectos están totalmente vinculados, ya que uno surge a raíz de la experiencia del otro. El primero, Repasos, fue una experiencia de tal compromiso, emoción y cercanía con la gente, que me llevó a desear volver a trabajar de este modo, inmersa en este tipo de prácticas artísticas contemporáneas, sólo que esta vez, trabajando con mi país, lo cual era una deuda personal que sentía desde hace un tiempo. Y a su vez, adoptando en ambas piezas, nuevas formas de generación del "archivo de la experiencia", lo cual es parte de mi investigación también de tesis doctoral que desarrollo actualmente. Y aunque es indudable que además de compartir una forma de operar en el arte, comparten también conceptualmente el hecho de trabajar con el tema de los desaparecidos, el tejido social, y sobre todo, con hilar en la memoria, tienen también sus diferencias y, sobre todo, sus propias reflexiones.

¿De dónde proviene tu interés por trabajar en torno a estas temáticas?

Tiene que ver con comprender el arte como una posibilidad de reflexión, problematización y vinculación con la sociedad. Con Repasos, mi primera obra "experiencial", cambió mi forma de ver y entender mi propia práctica artística que por lo demás siempre ha buscado involucrarse de manera real y directa con distintos contextos y problemáticas sociales, intentando hablar de ello mediante una experiencia estética. En este sentido, creo que el arte debe ser capaz de relacionarse íntimamente con las personas y, para ello, que mejor que hablar de los problemas del ser humano con las personas. Y a raíz de ello, en esta búsqueda, es que he llegado a trabajar en base al tema de la memoria, tema molesto, tema pendiente en nuestro país del que nadie quiere hacerse cargo, y que me interesa también quizá, porque tengo grabado en el cuerpo esta herida abierta.

La exposición Hilos de Ausencia: genealogías y discontinuidades se inaugurará el martes 29 de abril, a las 19.00 horas, en el container de Sala de Carga que estará ubicado en la Plaza de la Constitución, mientras que Repasos: los desaparecidos del Sáhara Occidental se presentará en la Galería Bicentenario del Centro Cultural Estación Mapocho a partir del 25 de abril.

Texto: Isis Díaz López / Periodista Facultad de Artes
Fotografías: Cortesía de Viviana Silva

Miércoles 23 de abril de 2014